Adoración & Música

Alabanza & Adoración

La alabanza es una expresión de gratitud sincera y acción de gracias a Dios por todo lo que Él ha hecho por nosotros. Es una expresión física y vocal de nuestro sincero aprecio por Dios debido a todas las maravillosas bendiciones que nos ha dado.

La adoración es la forma más alta de alabanza. Yendo más allá del pensar en todas Sus bendiciones maravillosas, estamos expresando nuestra admiración y aclamando a Dios mismo por Su persona, carácter, atributos y perfección. Estamos ministrando a Dios por ser quien es y no sólo por lo que Él ha hecho por nosotros. Es un desborde espontáneo de estos pensamientos y emociones. La adoración no puede “trabajarse”, se debe entrar a ella.

¿Cuál es la adoración verdadera?

En Espíritu: Sólo podemos dar verdadera adoración a Dios a partir de nuestros espíritus. Adorar en espíritu es adorar de todo corazón. El adorar en espíritu también significa adorar a partir de nuestro espíritu por el poder del Espíritu Santo.

En Verdad: Adorar en verdad es adorar y permitir que el Señor escudriñe las profundidades internas de nuestro corazón.

Limpiémonos: Como no podemos adorar a Dios en la carne, es importante que nos limpiemos de todo pensamiento carnal y maldad, para que nuestro espíritu pueda adorar a Dios por Su Espíritu.

Que actitud debemos tener al adorar?

Primero David nos instruye diciendo: “Entrad por sus puertas con acción de gracias, por sus atrios con alabanza; alabadle, bendecid su nombre.” Salmo 100:4

Debemos entrar por sus puertas con acción de gracias. No podemos entrar por sus puertas con corazones desagradecidos. Nuestras primeras canciones conforme estamos entrando en alabanza deben expresar nuestra acción de gracias sincera al Señor.

 

Servir Para Hacer La Diferencia

La manera mas práctica de servir a los demas en Casa Cristiana JWC es en un equipo ministerial.